domingo, 28 de septiembre de 2008

El otro Grito : La Unidad ¿Para qué?

El otro Grito
(La Unidad ¿Para qué?)


Sergio Lugo/ Red Social


31 de agosto, el DF y todas las capitales del país, multitudes se concentran en las plazas públicas para rechazar la Privatización del Petróleo, que posiblemente sea aprobado en el Congreso por parte del PRI y del PAN (PRIAN), habla en la capital de la República, quien es considerado por millones de personas, como el Presidente Legítimo, anuncia nuevas acciones para detener tal atropello, una de ellas es celebrar el “Grito de Independencia” en el zócalo capitalino, antes de la hora anunciada por el títere mandatario (que se dice presidente) impuesto por los monopolios de comunicación y las grandes empresas transnacionales.


También se hicieron marchas en contra de la “violencia” en el DF y en varias partes de México, el 30 de agosto. Estas fueron organizadas por gente pudiente, pues a sus hijos o familiares los han secuestrado, mutilado y/o asesinado, principalmente por ser millonarios, su grito: “Si no pueden, renuncien” pero ¿dirigido a quiénes? ¿Al señor Calderón o a Ebrard?

Derechicemos México” esa fue el fondo de la marcha, disfrazada de velas que iluminaban las calles principales, donde los padres víctimas del secuestro exigían castigo a los culpables, pues ahora se consideran impotentes para hacer justicia por su propia mano, (a pesar de los millones de pesos con que cuentan) pero ellos, los empresarios, en el fondo saben que pueden tumbar gobiernos, al menos ante la opinión pública, recordemos cuando en 1999 fue asesinado en el DF, el comediante Paco Stanley que después de haber trabajado en Televisa ahora lo hacía para la televisora del Ajusco, y fue con ese pretexto que TV Azteca decidió tumbar al entonces Jefe de Gobierno del DF Cuauhtemoc Cárdenas, argumentando que él no podía con la inseguridad, por ello muchos clamaban su renuncia, pero en el fondo sabían que lo tenían que destruir políticamente para que su candidato Vicente Fox no tuviera ningún obstáculo para ganar la presidencia de la República, así lo hicieron en TV Azteca, donde varios conductores y actores se pusieron a llorar y “exigir un cambio” -el lema de Fox-, denostaron a Cárdenas y le dieron su apoyo incondicional al candidato panista, ese fue la fuerza mediática de la televisión: difamar (por cierto de ese hecho nació la revista de comunicación: Zócalo). Ahora es lo mismo, las televisoras tienen el control sobre el “presidente” de la República, hace poco lo demostraron, tumbándole la cabeza a Santiago Creel como coordinador del PAN en el Senado, pues no les convenía a sus intereses en la llamada Ley Televisa, y desde el 2006 está casi prohibido mencionar a Andrés Manuel López Obrador en la televisión, por eso es muy poca la cobertura que le dan al tabasqueño, sobre todo ahora que ha defendido el Petróleo Mexicano, no se habló mucho sobre sus acciones de defensa del energético, en cambio lo calificaron de “inconforme” y sobre todo condenaron a los diputados y senadores del PRD como “violentos” y que “tomaron la Cámara”, la “secuestraron” se quejaban. En cambio Televisa se dedicó a promocionar los spot de Calderón a favor de la Privatización de PEMEX y a anunciar las espectaculares acciones del ejército mexicano en contra del narcotráfico, pues veíamos en la tele cuando los soldados quemaban la marihuana, así los militares eran los héroes del país y el presidente un hombre “preocupado” por nosotros, que lucha incansablemente contra los narcotraficantes.

Los organizadores de la marcha “Iluminemos México” se quejaron simplemente en contra de los secuestros y las desapariciones, mayor seguridad y confianza para las empresas, claro no dudamos y no dejamos de condenar un Secuestro y/o un asesinato de un hijo, que debe ser lo más terrible para un padre, ese merece ser castigado. Sin embargo esta gente millonaria, no protestó en su marcha, por todas las torturas y vejaciones que ha cometido el ejército mexicano en contra de los luchadores sociales, que antes los llamaban Guerrilleros, y/o Comunistas como los nombró peyorativamente el Gobierno federal (que sea de paso, los hubo muchos y auténticos), estos compañeros sufrieron las más terribles torturas por ordenes de Miguel Nazar Haro en la época de Echeverría. No se dicho algo al respecto, la marcha no fue para condenar la inseguridad en que viven los pobres y los luchadores sociales, fue una protesta para castigar a los secuestradores de millonarios (que no dejan de ser víctimas también), en pocas palabras fue una protesta a medias, solo para defender sus intereses económicos y personales y no dudemos que detrás de ellos esté la organización de ultraderecha El Yunque. Hay cientos de personas que han sido –y lo siguen víctimas de la violencia, pero del gobierno empresarial, recientemente tenemos el caso de los normalistas de Ayotzinapa en Guerrero y los mineros en Lázaro Cárdenas, Michoacán. De esta violencia, no dicen algo, pues las víctimas son gente pobre, sin dinero. No descartemos que estas marchas sean encaminadas a tumbar al jefe de Gobierno del Distrito Federal:Marcelo Ebrard, como lo trataron de hacer con el caso de la disco New´s Divine, calificándolo como el responsable directo de la muerte de los jóvenes, y que no puede con la inseguridad, si esto sucede, la historia se repite, primero Cárdenas y ahora Ebrard, que se encamina a la presidencia de la República en el 2012 por el PRD, esa es la preocupación de los empresarios y de Calderón, sus armas: Televisa y TV Azteca.

15 de septiembre, millones de mexicanos en la noche, sacaron sus frustraciones con el Grito de ¡Viva México!, pero que viva para ¿quiénes?, cientos de ellos alcoholizados que no tenían la más mínima idea – y además no les importaba- sobre qué es la Independencia, ¿somos independientes? ¿De quién?, (bien vale la pena leer el ensayo del escritor Juan Villoro sobre el 15 de septiembre, publicado en la revista Proceso, la semana pasada, así se comprenderá el imaginario del mexicano) Fue una noche para la mayoría de los mexicanos, que sirvió de pretexto para tomar y bailar música (carente de contenido crítico) sin importarles lo que hizo José María Morelos, y sin tener cuidado en reflexionar sobre la situación actual de México, como por ejemplo, que nuestra Independencia energética está en peligro si se privatiza el Petróleo y se le entrega a manos privadas extranjeras, entre ellas españolas. Ya nos invadieron bancos ibéricos, y también políticos: José María Aznar y Juan Camilo Mouriño, secretario de Gobernación que nació en España.

Los seguidores de López Obrador dieron el “grito” en zócalo capitalino y varios sitios del país, muy pocos medios lo informaron, sin embargo no pueden hacer caso omiso a esos millones de mexicanos que no se sienten respaldados por estas instituciones y sobre todo no reconocen a Felipe Calderón como un hombre que nos asegure la Independencia de México, pues todo lo quiere entregar a los empresarios extranjeros. Hubo otro Grito, el de los hombres de Izquierda que buscan una nueva República. Los candidatos perredistas: Servando García y Miguel Avilés, hicieron lo propio en Taxco, con el apoyo de la gente y de la banda de Guerra del Sindicato de Mineros, bien vale la pena leer sus propuestas sobre cultura, educación y turismo para esta región.

La explosión en Morelia la noche del 15, nos hace pensar en esta teoría: Fue un auto- atentado de Felipe Calderón-empresarios para poder legitimarse (luego del fraude del 2006) y consolidarse como presidente, pues así buscará la Unidad de los mexicanos, supuestamente para combatir al narcotráfico, y con ese pretexto hará realidad en parte el Plan Mérida: Permitir que los soldados estadounidenses entren a México, dándonos órdenes, militarizar el país y así no permitir que nadie proteste y/o se levante en armas para exigir un verdadero cambio. Por eso nos cuestionamos: la Unidad ¿en torno a qué? ¿A Calderón? Jamás, parodiando a los empresarios decimos: “Si no puede que renuncie”. Es sospechoso que la explosión fue en la tierra de Calderón, gobernada por un perredista. Esto se parece a lo que hizo Bush con las Torres Gemelas. La otra: el Narco ya tiene el poder total.



Telaraña: El próximo 2 de octubre se hará una ofrenda por parte de la Preparatoria No. 4 UAG en el zócalo de Taxco, para recordar a los muertos del 68 en Tlatelolco. 16 hrs. NI OLVIDO NI PERDON.